viernes, 15 de abril de 2011

Patio de los Naranjos

Si por algo se caracteriza la Catedral de Sevilla es por la diversidad tanto cultural como artística que refleja cada uno de sus rincones, y sin duda El patio de los Naranjos seria junto con la Giralda el pilar base sobre la que se forma todo su estructura tal y como hoy la conocemos.

Sin duda el Patio es el zajuan perfecto que nos da paso a la Portada de la Concepción la cual nos adentra al templo metropolitano a través de una fragancia artística inimaginable.


Esta portada, al igual que la del Príncipe, fué diseñada por Fernandez Casanova en torno al año 1895, siendo ambas concluidas a finales de 1915, pero hay algo en la foto que llama imperiosamente la atención, un detalle puede que insignificante a primera vista pero bastante interesante, ¿saben ya de que detalle les hablo?, busque, busquen...........

Efectivamente, el detalle lo tenemos en la parte inferior izquierda de la imagen, y son esas pequeñas dependencias adosadas a la fachada de la Iglesia Catedral......


Pienso que esas dependencias pudieran pertenecer a diferentes trabajadores de la Catedral, como campaneros, sacristanes e incluso dieran cobijo a los maestros canteros que después trabajaron en la realización de las portadas.
Vemos a demás, detalles curiosos propios de la obra que en ese momento se ejecutaba, ya que si se fijan, dentro del recuadro rojo, en la parte inferior derecha vemos un pequeño techado y un montón de piedras aun sin trabajar, imagino que bajo ese techado estarían los maestros canteros tallando la hermosa y grandiosa obra que hoy en día podemos disfrutar.

Pero he de ser sincero y reconocer que yo no fuí de propia voluntad el que reparó en el detalle de las viviendas adosadas a la fachada, ya que hace un tiempo mi compadre y hermano me hizo llegar una interesante foto de un no menos valiosisimo lienzo....


En él, ademas de ver como se oficiaba antiguamente la misa desde el púlpito, podemos contemplar con mas detalle si cabe, el gran grupo de casas que antiguamente se alojaba en el interior del Patio de los Naranjos, y cuanto de diferente era el aspecto del mismo en comparación con lo que hoy en día podemos contemplar.


Bueno, este ha sido otro pequeño apunte que nos enseña a que cuando tengamos ante nosotros una foto o un cuadro de cierta antigüedad sepamos ser pacientes y observadores ya que siempre hay algo nuevo por descubrir o aprender sobre el Pasado de Sevilla.

 F.J.Roman Martinez
ABC 

4 comentarios:

Francisco Espada dijo...

¡Es maravilloso! Esta página siempre nos descubre detalles importantes de nuestro paisaje, la evolución y el paso del tiempo.

el pasado de sevilla dijo...

francisco, eres un amigo fiel de este blog, y es una recompensa el saber que le gusta el humilde trabajo que aquí se realiza.

un saludo

LA PALABRA INVISIBLE dijo...

Interesante blog, te invito a que te pases por el mío cuando quieras.

Un saludo

el pasado de sevilla dijo...

la palabra, me ha gustado mucho tu blog, espero verte por aquí amenudo, un saludo.

Otros artículos interesantes relacionados: