El desaparecido Hotel Biarritz

En estas calores veraniegas y entre baño y  baño chipionero hacemos un hueco para recuperar de nuestra memoria sevillana uno de los hoteles mas elegantes y céntricos que tuvo nuestra ciudad, el desaparecido Hotel Biarritz.
Primeramente debemos ubicarlo, y ya hemos dicho que era uno de los mas céntricos que tuvo la ciudad, y miren si era céntrico que estaba situado en la Calle Martín Villa...


A medio camino entre la Campana y el malogrado Mercado de la Encarnación, encontrábamos este hermoso Hotel, del cual podemos dar gracias que aun conservemos el edificio pero con un uso comercial que desde luego no hace honor a su pasado...


Este Hotel fue construido en Sevilla por unas de las familias mas importantes en negocios de hostelería que existían en el norte de España, Juana Juantegui, curiosamente abuela del reconocido artista Gonzalo Chillida...


El edificio es obra de nuestro admirado y querido arquitecto Anibal Gonzalez, y aunque como ya hemos dicho, conservamos toda su fachada y estructura, el interior fue tristemente destruido en la ultima reforma que se le hizo a principios de los 90.
Tristemente en 1977 una crisis económica terrible hizo que el hotel cerrara sus puertas y la ciudad perdiera uno de sus buques insignias hotelero...


Carmen López Peñero

8 comentarios:

mari carmen garcia franconetti dijo...

Sí, lo recuerdo muy bien. Es muy lamentable lo que en distintas etapas de la historia de nuestra ciudad se dejara perder tanto arte, patrimonio, y valores arraígados. Unos algo más que otros, pero por lo general, no recuerdo a gobernantes que se destacaran por velar, proteger, sobre todo, defender a Sevilla y lo lamento infinito.
Menos mal, que nos queda tu magnifico blog, portador de un tesoro tan vasto como valioso.
Un abrazo.

Francisco Espada dijo...

Reconozco el edificio, pero no sabía que hubiese sido el hotel Biarritz, por lo que una vez más quedo agradecido. Feliz verano.

Angerona dijo...

No, no ha habido muchos gobernantes que velasen por un patrimonio tan rico y bello como el de Sevilla. Echando la vista atrás y contemplando viejas fotografias, más parece que lo que ha habido es una especie de fiebre de "modernización" a costa de la destrucción de una buena parte de la esencia sevillana.
No sé, si lo que se pretende es arrasar con esa esencia...

Enhorabuena por el Blog.

Jose Luis dijo...

Claro que lo recuerdo, y la parte de atrás, con unas escaleras metalicas para cargas y descargas, creo que se llamaba la calle Adelfa, ahora Francisco de Pelsmaeker. Buena entrada, felicidades.

esasevilla dijo...

Conserva la fachada y el nombre, allí una placa lo rotula como "Edificio Biarritz". Un saludo.

esasevilla dijo...

Además de la fachada, conserva el nombre. Una placa lo rotula como "Edificio Biarritz". Un saludo

JOSE MANUEL ESPINOSA dijo...

Alli trabajo un gran hombre, fue un hombre de empresa, disciplinado, amable, profesional y honrado. Era el que quedaba frente a todo un gran hotel cuando sus dueños, D. Jose Luis y Dña. Mercedes salian de viaje. Era la mano derecha de ellos, y fue a la vez un gran compañero que no dudo en defenderles nunca.
Aquel hombre fue mi padre

Jose Manuel Espinosa Garcia

Manuel Aldomar Mora dijo...

En este hotel durante un tiempo nos solíamos hospedar representantes comerciales que íbamos a Sevilla a trabajar la plaza y vender nuestros productos.Buenos recuerdos.