El Palacio de Palomares 2ªparte

El Palacio de Palomares fue sin duda uno de los mas hermosos que mantuvo la Plaza del Duque, y como prueba son las fotografías del mismo que poco a poco hemos ido y seguiremos conociendo sobre el mismo...


Uno de los elementos mas bellos de su estructura era sin duda la escalera de acceso a la planta superior..


Impresionante, observen los trabajos de yeserias tanto de las ventanas como de los arcos y paredes, observen también los dos leones que flanquean la escalera, la cual sin duda de una factura bellisima.
La siguiente imagen es de una calidad bastante mala ya que es el negativo de un cristal, pero podemos observar la belleza de la escalera que se encontraba en la esquina contraria del patio, de diferente factura pero no menos bella...


A día de hoy sigue siendo totalmente incompresible la demolición este edificio como dolorosa la perdida de este patrimonio irrecuperable...


ABC
Andrea Garrido Molilla

Lo que pudo haber sido y no fue 2ªparte

Rescatamos el tema del señor Aurelio Gómez Millan, bueno mejor dicho de su edificio y lo que pudo haber sido urbanisticamente hablando para una zona como la de la Plaza de San Francisco, ya que el edificio en cuestión llego a estar totalmente acabado a lo que cimentación y estructura se refiere como veremos en la siguiente imagen...


Como ya sabemos el edificio no se concluyo por no haber presupuesto suficiente como para terminarlo, pero ¿derribar lo construido?, eso si que no lo acabo de entender.
Pues bien el edificio o mas bien dicho su estructura, permacio casi cinco años en pie hasta su derribo con lo que para evitar una vista aun mas desmejorada de la plaza se opto por taparlo con lonas y carteles como vemos en la fotografía...


Curioso verdad, Varón Dandi, en botella de litro si mal no recuerdo. Sigo pensando que este fue uno de los proyectos mas importante para la ciudad que de haberse concluido hubiera dado junto con el Laredo un toque de elegancia y monumentalidad a la plaza importantisimo...


En su lugar nos plantaron las dos palmeritas que al menos dan verde al paisaje, bueno corrijo, ya solo una por que la otra que cayo hace unos meses.

José Luis Morillo Fraga

Poderoso don dinero

Que verdad mas grande es que el dinero lo puede todo menos la muerte, que tarde o temprano por designo divino o por ley de vida a todos nos llega.
Tanto lo puede el dinero que si me interesa compro la mitad de un edificio y lo tiro, rompiendo la estética como me de la gana y rompiendo el entorno por muy céntrico que sea. Esto ha ocurrido y ocurre por desgracia en nuestra ciudad y aquí vamos a recuperar para el conocimiento de tod@s la que se gastaron en plena Puerta de Jerez...


Nos encontramos a principios de siglo, y estamos en plena Puerta de Jerez, a principio de la Avenida de la Constitución junto a la sede del Consejo de Hermandades y Cofradías, (se ve claramente en el margen derecho parte de la capilla que sirve de sede al consejo), y ante nosotros un formidable edificio del cual no tengo el nombre del arquitecto, posiblemente Talavera o Anibal Gonzalez.
Pues bien, como suele ser habitual, llega el constructor de turno con el fajo en la mano y le dice al que esta muerto de trampas que le compra la mitad del edificio, si amigos, la mitad y encima va y lo derriba...


Exacto, puestos a conservar fachada y estética, pues no, esto es Sevilla y son los temibles 60, donde don dinero es poderoso y el ladrillo es lo primero...


Fue entonces cuando perdimos un meritorio patrimonio en pleno corazón de la ciudad, para construir un lujoso ático y cómodos apartamentos de 200 metros. Una verdadera lastima que hiciésemos el daño que hicimos a esta bella y bendita ciudad...



Antonio Vera Gonzalez

El testimonio de una pintura

En algunos casos nos gusta recordar la historia y pasado de nuestra ciudad a través de pinturas que son el testimonio fidedigno de una Sevilla desaparecida.
Entremos en ese pasado mediante este hermoso lienzo...


Impresionante, vemos en el detalles y elementos ya desaparecidos que conformaron parte del patrimonio que nunca tuvo que ser derribado, empezando por el mas llamativo...


Si amig@s, es la imponente Puerta de Jerez, flanqueando la defensa de la ciudad con sus imponentes almenas, y seguida de ella tenemos la muralla...


Esa muralla hoy en día desaparecida y que sin duda debió dejar extasiado al pintor ya que si bella era la ciudad de intramuros, no menos lo era la de extramuros, ya que contaba con elementos como el de Palacio de San Telmo...


Llama la atención ese pequeño edificio que esta frente al Palacio, sin duda de la misma factura arquitectónica que el Palacio y tristemente desaparecido en la actualidad.
También tenemos otros detalles como el de la Aduana y las Reales Atarazanas, que vemos como colindan con el Postigo del Carbón...


El pintor llegó a tener tal fidelidad a la realidad a la hora de realizar el cuadro que llego incluso a plasmar el el Arroyo del Tagarete con su desagüe junto a la Torre del Oro...


El conjunto que ofrece todo el paisaje, acompañado de esa gran plaza que vemos en la zona central hace cuanto menos un sueño a los sentidos de esta perspectiva de la ciudad, perspectiva que lamentablemente no ha podido llegar hasta nuestros días y que hace que sea mas triste el ver de que manera hemos tratado nuestra ciudad...

Presionar sobre la imagen para ampliarla

Ana Maria Garrido Romero
Mario Gómez Rull

Un paseito por Roma y Venecia

Vamos a aprovechar el romanticismo que nos brinda esta lluviosa tarde de Otoño para realizar un pequeño paseito por Roma y Venecia, ojo sin salir de Sevilla y su pasado, me explico para que me entiendan, ya que como hemos relatado ya alguna vez en este blog, la ciudad contaba en el pasado con uno de los hoteles con mas encanto de Sevilla, el desaparecido Hotel Venecia, llamado en un principio Gran Hotel Roma.

Empezaremos por entrar en el Hotel cuando se llamaba Gran Hotel Roma...


Lo que vemos es el Salón-Comedor, y un sin fin de detalles que son imposibles de nombrarlos todos por completo, pero nos fijaremos en algunos, los mas curiosos. El primero es la manteleria blanca que visten todas las mesas, y ese gran picón de bronce que esta en el centro del salón calentándolo. Igual de bellos son los grandes espejos que cuelgan de sus paredes dando amplitud al salón.
Ahora haremos el descanso de la sobremesa en el hotel cuando se llamó Hotel Venecia...


Estamos viendo el patio central del Hotel, utilizado para el descanso de la sobre mesa o para simplemente leer la prensa al frescor de un amplio e iluminado patio sevillano. Observen la belleza de las columnas y de puerta que vemos al fondo del mismo.
Una verdadera lastima que hoy en día no podamos disfrutar de este hermoso hotel, uno de los mas céntricos e importantes que tuvo la ciudad.

Elena Prado Cervera

Ahora pasas desapercibida

Cuanta historia guardan fachadas, columnas y esquinas de Sevilla que por desgracia hoy en día pasan desapercibida por que nada se sabe o recuerda de su historia y de su época mas gloriosa como pasa con la vieja puerta...


Esa vieja puerta del Compás del Colegio de San Miguel que tuvo y tiene mas historia que muchos de los libros que se escribieren sobre la misma Sevilla, esa historia hoy en día muda tras unos portalones de madera que ya no dan a ningún compás ni callejuela...


Al menos aquí, en este humilde blog te brindaremos un cariñoso recuerdo cada vez que la memoria gráfica nos descubra algo mas de tu pasado.

Antonio Ferrete Moliner

Vaya sitio para hacer una "paraita"

Famosos son los escalones de la Iglesia del Salvador usados durante siglos por los sevillanos para dar descanso a sus piernas después de un largo transitar por el centro, imagino que lo mismo pensaron nuestros dos amigos que vendrían dando un paseito desde la vecina Alcalá...


Impresionante,  vaya lugar para hacer una "paraita" en el camino, nada mas y nada menos que el Templete de la Cruz del Campo, por el que parece que no pasaran los siglos, y si la indiferencia...


Indiferencia hacia su  entorno y lo que significa, aquí de nuevo pudo mas el bun del ladrillo y lo enterramos entre mamotretos. Todavía recuerdo aquella recogida de firmas que hubo para trasladar el Templete a la rotonda de los Arcos, ¡dios mio!.


Jesús López Aguilar

Antes que la Adriática

A menudo hay símbolos, edificios de la ciudad que han calado tanto entre los sevillanos que ni nos paramos a pensar que no siempre estuvieron ahí, que hubo que derribar antes otro edificio para posteriormente construir el actual, de esto mismo es claro ejemplo el edificio de La Adriática o tambien conocido como Filella...


Vemos que antes su solar era ocupado por un bonito edificio de tres plantas, el cual contaba con un comercio en sus bajos...


Como todos sabemos en 1920 se derriba para posteriormente,  en 1922, construir el edificio La Adriática el cual da una mayor belleza a todo el entorno que su antecesor...


No debemos dar por terminado el tema sin recordar que tristemente el bellisimo edificio Filella también tubo su momento de crisis cuando por un largo periodo el inmueble entro en estado casi ruinoso..


Hundiéndose la cúpula que hoy de nuevo lo corona, y pasando por toda una década con sus balcones apuntalados...


Menos mal que por una vez, apareció la sensatez por la cabeza del que nos gobierna, y el edificio fue restaurado y devuelto a todo su esplendor.
Por cierto y sin que se me escape de la memoria quiero dejaros un detalle que me llama la atención de una de las imágenes que acompañan a esta entrada...


¿Donde esta el Giraldillo?.

Antonio Pérez Vigas
Leandro Rubio Puerta

El misterio de la estatua

Para mi siempre ha sido un misterio la costumbre que tiene esta ciudad de cambiar estatuas de sitio, mover las fuentes de parque en parque y de plaza en plaza, pero lo de hoy es de traca, hablamos del misterio de la estatua la Lonja...


La estatua en cuestión es una imagen de Cristóbal Colon que se coloco hacia 1892 en el patio de la Lonja, hoy  Archivo de Indias, pues bien, pasada las décadas se fue forjando el misterio de esta estatua ya que con los años la estatua fue retirada de dicho patio...


Y ya nada se volvió a saber de ella, salvo que tuvo una hermana gemela que aun se conserva en la ciudad, concretamente en el Monasterio de la Cartuja...


Esta ultima fue encargada por la viuda de Pickman sobre la misma época y no siendo la misma como muchos sevillanos creían hasta hace poco, por lo que ¿donde fue a parar esa estatua y la fuente que la soportaba?...


Todo un misterio que difícilmente resolveremos a menos que algún amigo del blog nos ponga sobre la pista, aunque lo cierto y verdad es que seria una brillante idea devolver la estatua y la fuente al viejo patio de la Lonja, bastante desnudo en la actualidad.


Antonio Melgara Sánchez
Manuel Moreno Bohorquez

Entremos en el Britz

La ciudad evoluciona al igual que su gente y sus rincones mas conocidos, por ejemplo que típico es después de un largo día de compras en el centro decir, "entremos en el Patio de San Eloy" a tomar algo, cuando antaño la frase hubiese sido, "entremos en el París o en el Britz" a tomar algo, y eso es lo que vamos hacer hoy, vamos a darnos una vueltecita hacia el Pasado de Sevilla y entraremos  al Gran Britz a tomar un cafelito...


Impresionante, ¿no creen?. A primera vista me llama la atención dos detalles, el primero sin duda la maravillosa lampara de araña que cuelga en la zona central del Café, y en segundo lugar monumental escalera que nos recibe, ¿escalera?, esperen, vemos el Café desde la calle...


Efectivamente el local tenia una increíble entreplanta la cual daba mayor tranquilidad e intimidad a la hora de tomar un café y mantener un pequeña reunión...


Una lastima que hoy en día poco o nada quede de lo que vemos en la fotografia, ya que incluso esa maravillosa entreplanta ha desaparecido de su interior.


Pero lo mejor estaba aún por vez, pues tras esa maravillosa escalera se ocultaba la hermosa y elegante barra del Britz...


Observen los acabados de la barra y su forma, como ademas se ha aprovechado el espacio bajo la gran escalera y lo elegante de las sillas que invitaban a tener una entretenida conversación acompañado de un exquisito café.
Siempre quedará en la memoria de los sevillanos y en el cariño de los recuerdos de la ciudad el querido y tristemente maltratado Café Britz...



Pablo Bonilla Ruiz
Ana Maria López Garrido

El desaparecido Hotel Madrid III

La fuente gráfica inagotable de Sevilla no desvuelve de nuevo al pasado de uno de los mejores hoteles que tuvo la Ciudad, el desaparecido Hotel Madrid.
De esa memoria gráfica recuperamos tres fotografías que nos mostraran parte de esa riqueza perdida, empezando por la primera planta...


¡Impresionante!, vemos el corredor de uno de los patios, soportado por grandes columnas y como no un bellisimo artesonado. Llama la atención la riqueza en decoración que soportan las paredes con esos hermosos cuadros e igual de impresionante la puerta de entrada que vemos al final del pasillo, propia de cualquiera de la mejores iglesias de Sevilla.
Subimos a la planta superior, a la galería acristalada De La Serre...


Los detalles de decoración en esta galería superior son incunables e incalculables, empezando por la impresionante cómoda, siguiendo por la talla de la virgen que esta sobre el y pasando por los hermosos lienzos que cuelgan sobre las paredes.
Las formidables yeserias que adornan los pasos de estancia son riquísimas y hasta algo tan simple como el suelo cerámico que vemos tendría hoy en día un valor incalculable.
Por ultimo y a forma de contrapunto ante tanta grandeza artística, nos dirigimos hasta una de las zonas mas intimas del Hotel, concretamente entraremos en uno de los cuartos de baño de una de las habitaciones simples...


Dentro de la simpleza del mismo tenemos detalles de opulencia como por ejemplo el de la tapa de la taza del váter de madera, o la bañera de hierro fundido.
Me gustaría saber donde estará el inventario que se realizo cuando se procedió al derribo de esta maravilla arquitectónica, por que de seguro que con la mitad de lo que se expolio se podría haber decorado un palacio.
Aun se estará removiendo en su tumba el pobre Joaquín Romero Murube, que tanto lucho por proteger este Hotel y la Plaza del Duque, una lastima.

José Luis López Aguilar

La desaparecida Avenida de la Libertad

En Sevilla por desgracia no solo han desaparecido iglesias, casas, puertas o murallas, sino que también se borraron de un plumazo calles y avenidas, como por ejemplo la que hoy nos ocupa, la Avenida de la Libertad...


Vayamos por partes, estamos a comienzos del pasado siglo XX y nos encontramos en pleno mes de agosto, y si amig@s lo que están viendo es la procesión de la Virgen de los Reyes bajo su antiguo palio de cajón, pero ¿que casas son esas que vemos de fondo?.
Largas terrazas de hierro y madera llenas de gente rebosando su fe, estamos en la antigua y desaparecida Avenida de la Libertad, hoy de la Constitución.
Para llegar hasta esta conclusión, ya que la postal estaba erróneamente etiquetada como Plaza de San Francisco tenemos que compararla con la siguiente...


Esta otra imagen esta tomada frente al desaparecido Colegio de San Miguel, vemos a la Virgen con su actual palio, y frente a la ojiva del colegio, ¿ven el balcón con la señora vestida de riguroso negro?, pues comparen...


Esto explicaria por que en la primera imagen el paso esta girado hacia la derecha, pues esta buscando la Puerta de San Miguel, de la Santa Iglesia Catedral...


Pues bien, una vez situada la imagen, y reconocida la ubicación, hablamos de la Avenida de la Libertad que así se llamo hasta 1936, momento en el que paso a llamarse Primo de Rivera, después de la Constitución. Esas casas que vemos con largos balcones de madera fueron las derribadas a finales de los 50 para el ensanche de la Avenida, borrándose por completo la antigua fisonomía de la misma.

Antonio Moreno Prado

Aprendiendo a conocer el pasado

Muchas veces cuando navegamos por la red encontramos fotografías mal etiquetadas o con una total falta de datos que nos ayuden a comprenderla, algo que resulta bastante frustrante para el que la esta viendo y no sabe ni en que punto de la ciudad esta captada la imagen.
Esto le paso a un amigo de los que nos sigue pacientemente en el blog y por ese motivo nos mando una fotografía que había encontrado etiquetada como Sevilla pero que no encontraba la manera de ubicarla en ninguna zona de la ciudad. Aquí tienen la imagen que nos remitió...



La imagen capta uno de los tramos mas largo y hermosos de los Caños de Carmona, pero claro, como siempre hacemos hay que buscar un punto o edificio que nos ayude a comprender y saber en que zona concreta de la ciudad fue captada la imagen. Yo tomare el edificio que se ve en la parte superior izquierda de la fotografía...


Efectivamente es la antigua Cárcel de Sevilla y estamos en la zona conocida como "Los Arcos". Si seguimos afinando la vista y hacemos una comparativa con una imagen actual, seguro que lo verán mas claro...


En la imagen hay otros detalles muy curiosos, como el del antiguo cauce del arroyo del Tamargillo...


Dentro de los círculos rojos os señalo dos detalles de cauce, el primero, como los caños salvaban el desnivel provocado por el propio arroyo, y  el segundo, es un pequeño puente que servia para cruzar con los carros y coches, salvando así el desnivel del arroyo.
En el horizonte de la fotografía tenemos otros detalles bastante curiosos, afinen, afinen la vista y descubranlo...


Acertaron, tenemos a la vista un todavía desahogado Templete de la Cruz del Campo, aunque probablemente pocos años le quedarían desde que se tomo esta imagen para ser sepultado por los edificios. También tenemos a la vista parte de la historia de esta ciudad...


Es la vieja fabrica de cerveza Cruzcampo, rodeada del campo que luego ocuparía el Centro Comercial Los Arcos, increíble como ha cambiado todo en apenas 60 años...


Espero haber ayudado a nuestro amigo con esta breve explicación y que todos hayan disfrutado por  unos instantes aprendiendo a descubrir el pasado de esta hermosa fotografía.

Elena Sánchez Tobar