Cuando las cosas no se hacen bien

Tenemos por costumbre estigmatizar y encasillar a las instituciones de nuestra ciudad según tratan el patrimonio, y no se por que se generaliza la opinión de que las Hermandades son las abanderadas en lo que a conservación del patrimonio arquitectónico se refiere pero sintiéndolo mucho, no estoy para nada de acuerdo, y en muchos casos puedo sostener mi opinión, como la mala restauración llevada a cabo en la iglesia del Valle por la Hermandad de los Gitanos o la que se realizó en la Iglesia de San Vicente.
Pero la que se lleva la palma es un de las capillas  con mas solera en la ciudad, la Capilla del Rosario...


Y se estarán preguntado, ¿que para que les enseño esta fotografía de la Hermandad de las Aguas? si de lo que estamos hablando es de la Capilla del Rosario, ¿verdad?, pues miren la siguiente ampliación...


Eso que ven es la parte superior de dicha capilla, La del Rosario de la Calle Dos de Mayo, y lo que nos cuenta la fotografía es la salida procesional de la Hermandad de las Aguas desde dicha Capilla...


Bien, hagamos un descanso en esta historia para conocer como se llegó a este momento, recordemos que la Hermandad venia de Triana, de la Iglesia de San Jacinto, de donde salieron escopeteados como todas las que entraron allí, ya sabemos como va la historia de los dominicos de San Jacinto. Pues bien, de allí empezaron un largo periplo de iglesia en iglesia, pasando por los Terceros, San Bartolome y acabando en la Capilla del Rosario. Fue entonces cuando se fusionaron con la hermandad de Gloria del Rosario y empezaron hacer con la capilla lo que les salio del pairo...


Como ven en las fotografías, la puerta de salida estaba antes en el lateral de la capilla, y como era de rigor, el altar de la Virgen del Rosario quedaba como altar mayor, pues bien, llegó la Junta de hermandad de turno y se puso a cambiar las cosas de lugar, la puerta al lado contrario, un campanario penoso donde estaba la antigua puerta y un largo etc, de atrocidades en una capilla del 1800.
Lo que se hizo con esta capilla y con el entorno fue un autentico atentado al patrimonio de la ciudad, y ahora para mas inri, la hermandad ha solicitado la ampliación de la capilla hacia al pequeño patio que hay frente a la puerta de salida, a lo que ha contestado patrimonio que todo el conjunto esta protegido y que no se puede, manda narices o no manda narices la cosa, y es que esta ciudad no hay por donde cogerla.

Manuel Jesus Cordero Lopez
Maria Loreto Martin

El antes y el después de Imagen

Intentando complacer a un gran amigo y seguidor del blog, hoy dedicaremos esta entrada la comparativa del antes y el después de la Calle Imagen, donde vivió y trabajo durante 36 años en una de las hermosas casas que por desgracia fue derribada en ese polémico ensanche de los 60...


Recordemos que ese ensanche pretendía crear una arteria desde la Campana hasta la Puerta Osario. Para que nos hagamos una idea de como era el caminar por esa vieja Imagen, vayan ustedes hasta la Heladería Raya y caminen hasta Santa Catalina, esa estrechez que hay justo entre la Posada del Lucero y los antiguos Juzgados era exacta a la que antaño recorría toda la Calle Imagen...


Claro esta que no hacemos una critica directa al ensanche en si, sino a los mamotretos que se levantaron tras los derribos y a esa perdida entrañable de aquellos comercios y casas que poblaban toda la calle...


Pensemos que aquí comenzó el enriquecimiento de los amigos del ladrillo y la especulación, ojo, ya venían desde la Plaza de la Gavidia echando abajo todo lo que oliera a Palacio o siglo XVIII y XIX...


No caemos en la cuenta de que todavía quedan sevillanos de aquella década que se lamentan hoy y antes de que esta Sevilla tan rancia para algunas cosas y tan modernas para otras, no supiera o quisiera defender lo que a tanto nos trendrian que haber dejado en herencia...


Don Antonio García Guerrero,
vecino por siempre de la vieja Imagen.

Tantos nombres como caras

Hay sectores de la ciudad que han tenido tantos nombres como caras, y cuando hablo de caras hablo de edificios en un mismo solar, pues Sevilla tanto para bien como para mal se ha reinventado urbanisticamente hablando una y otra vez, (entre nosotros, la hemos destruido una y otra ves).
Tomamos como muestra la siguiente fotografía...


Estamos en la Plaza de San Francisco esquina Avenida de la Constitución, pues bien, estamos en uno de los sectores de la ciudad que ha sido destruido y reconstruido según iban mandando los políticos de turno y el gobierno que tocaba. Con cada gobierno, con cada ideología, venia la piqueta, el cambio de rotulacion, y con ello se iba desmembrando la fisonomía del corazón de Sevilla.
Reina Mercedes, Libertad, Queipo de Llano y Constitución, curioso pero estos son los nombres de una Avenida que ha sido esclava de los tiempos y sometida al antojo de los que nos gobiernan.

Con un punto y a parte seguimos analizando la curiosa imagen que nos capta una instantánea en plena Semana Santa con unos palcos menos elevados y con un fondo totalmente diferente al que hoy tenemos. Primeramente llama la atención los dos edificios desaparecidos que vemos en la parte izquierda de la imagen...


El primero del que solo vemos la esquina fue derribado para la construcción del Banco de España, y de fondo vemos el que fuese derribado para la construcción de la Adriática. Me encantan esos balcones de esquina llenos de gente, y es que hoy en día es difícil ver balcones poblados en el centro de la Capital como no sea en la Campana.
Como hemos comentado, de lo que vemos nada queda, pues entre nueva construcción y ensanches el caserón de esta zona desapareció por completo en menos de 70 años...


Manuel Guillot Montel
Lourdes Morilla Prit

Una calle muy larga

Con el tiempo creo que ya hemos aprendido y conocido cuanto o como ha cambiado la morfología de la Calle Mateos Gago...


Pero aun nos faltaba un detalle por señalar y aclara, era su longitud, pues tan larga era que llegaba hasta la misma puerta del Palacio Arzobispal, ¿que no me creen?, pues miren esta fotografía...


Ante nosotros el impresionante Palacio Arzobispal en plena Plaza Virgen de los Reyes y si afinan la vista verán algo muy interesante en la parte derecha de la imagen...


Lo que ven es la esquina de la primera casa de la Calle Mateos Gago, casa que prolongaba la Calle hasta el mismo Palacio Arzobispal.
Como todos saben, para la exposición del 29 la Calle sufrió una remodelacion increíblemente profunda, siendo derribada por completo para acometer sobre ella un tremendo ensanche. En ese ensanche fue cuando esta casa desapareció, tomando así la Plaza y la Calle su actual aspecto...


Hay sevillanos a los que les gusta el aspecto actual de la Calle y otros a los que nos gusta mas el aspecto de judería que antaño poseía, pero creo que era un detalle curioso de destacar y que no podíamos dejarnos en el tintero...


Mario Moren Tovar
Julia Madrid García